Espectáculos

Manolo Caro, a gusto con sus musas

Cecilia Suárez, Mariana Treviño y Natasha Dupeyrón, son las musas con las que Manolo Caro trabaja en sus proyectos y no le preocupan las críticas por repetir elenco, se siente cómodo formando su equipo, aunque reconoce que cada vez es más difícil darle otro tono a los papeles.

Son de las mejores actrices en México, pero las elijo sí considero que son ideales para el personaje. Me gusta formar un equipo ya que es más fácil crecer y evolucionar, pero se empieza a volver complicado cuando nos sentamos juntos a decidir el rumbo del personaje, porque la primera duda que nos viene a la mente es que si las personas no creerán que estamos repitiendo.

Con Cecilia y Mariana filmó las películas: La vida inmoral de la pareja ideal, Elvira, te daría mi vida pero la estoy usando y más recientemente trabajó la cinta Perfectos desconocidos, un remake de el filme italiano del mismo nombre.

Este proyecto cuenta la historia de un grupo de amigos que están convencidos de que se conocen a la perfección, pero al dejar expuestos sus celulares se dan cuenta de que no saben nada uno del otro, y que un mensaje o una foto puede destruir una familia, amistades o relaciones.

En este filme también trabajan los actores, Ana Claudia Talancón, Miguel Rodarte, Bruno Bichir, Manuel García y el español Franky Martín, un elenco importante que le puede dar la fuerza necesaria para competir con la versión española, francesa y turca que se han realizado hasta el momento, debido al fenómeno que ocasionó la italiana.

Es tan buen guion, que en todas las versiones que se han hecho, hay un elenco fuerte y de grandes personalidades, pero en mi película, además de que son nombres atractivos, son histriones que marcan una generación, para mí son los correctos porque tienen la esencia y la vibra de los mexicanos, señaló Caro.

ESPERA NO DEFRAUDAR

Manolo considera que es una comedia muy inteligente y aunque lo enfrentó al reto de filmar el 80 por ciento en una sola locación, editando prácticamente en su cabeza para no crear planos estéticos, siente que el resultado superó sus expectativas, porque la cinta no se siente asfixiada o encerrada, ya que el director de fotografía, Pedro Gómez logró que la cámara fuera un personaje más y hacer una buena interacción.

Espero que el público la tome con el mismo gusto que nosotros la filmamos, que les agrade y que esta versión no defraude, comentó.

Con quien no compite, es contra sí mismo, ya que sería una manera difícil de sobrellevar su carrera, trata de no repetir los proyectos, espera que la gente que vio La casa de las flores, también vea la cinta.

PIDE MÁS TOLERANCIA

En la película también se toca el rechazo a la comunidad LGBT, un tema importante que para él debe plantearse en películas y series, para darles visibilidad, que las nuevas generaciones lo dejen de ver como un tabú y erradiquen cualquier discurso de odio. Para mí es una bandera esencial en mi carrera, espero se dé mayor tolerancia en la sociedad, contó.

NATASHA, MUSA EN LA TV

Además de Suárez, en la producción de Netflix trabaja con Natasha, quien también estuvo en La vida inmoral de la pareja ideal, y que para la segunda temporada su papel de La Chiquis Corcuera será más fuerte y primordial. Ella era la indicada para hacerlo, es una de las actrices con las que me apetece trabajar, nos verán trabajando en más proyectos.

Manolo aclaró que no tuvo ningún problema con Verónica Castro, que simplemente el personaje de Virginia de la Mora, sólo estaba escrito para la primera temporada, debido al éxito trato de incluirlo en la siguiente entrega, pero al final no se logró y él continúa con la historia como estaba planteada

Categorías:Espectáculos

Tagged as: