Aterciopelados se adapta al mercado

La banda colombiana Aterciopelados quiso probar en su nuevo material de estudio, Claroscura, distintos sonidos para obtener un toque fresco, moderno y contemporáneo, por medio de música urbana, rock y cumbia. Todo esto con el fin de seguir vigente en la escena, tras 10 años de no lanzar material nuevo.

El músico recordó que cuando empezaron en 1990, tenían que moverse de manera independiente, pegando publicidad de sus tocadas en la calle, esperar a que una disquera los viera y les produjera un álbum, ahora ya no es así, se terminó la marginación musical, todo es más ágil gracias a las plataformas digitales.

Héctor considera que el rock en español perdió espacio en los últimos años, por la llegada del reguetón.

El nuevo material fue grabado en dos años y tuvo tres etapas.

La primera consistió en reunir todas las letras de los últimos 10 años, la segunda fue grabar con el productor Cachorro López, la tercera y última, la post-producción del disco.